Cómo ayudar a los niños a superar el miedo al dentista

Cómo ayudar a los niños a superar el miedo al dentista

Son muchos los pequeños que le tienen miedo al dentista, esto es bastante frecuente, hoy hablaremos de un tema que puede preocupar a los padres. Todas las personas sentimos temores y esto es una condición humana, un instinto de supervivencia, en algunos casos los miedos son difíciles de control y gracias a ellos podemos detectar los peligros.

El temor al dentista es bastante frecuente, especialmente en los más pequeños. Si nos preguntamos las razones por las que un niño le tiene miedo al dentista veremos que las razones son varias. Los niños no nacen con miedo al dentista sino que lo van teniendo a lo largo del tiempo, e ocasiones por vivencias y en otras porque los adultos se lo inculcaron.

Muchos pequeños sienten un gran miedo a sentir dolor, a pesar de los avances de la odontología los tratamientos continúan ocasionando ciertas molestias. En estos casos el miedo puede estar legitimado y se entiende que el mido aparezca por alguna mala experiencia previa. Pero en la mayoría de los casos es por historias que han escuchado y se les han atribuido a los dentistas.

También puede darse por falta de confianza al profesional. Los niños deberían acudir al odontólogo seguros que no van a ser maltratados, este trabajo corresponde a los padres. Los adultos serán los encargados de que el niño sienta confianza y refuerce los aspectos positivos.

Otro punto importante se relaciona al miedo a perder el control. Los niños saben que no son ellos los que eligieron el profesional sino que fueron sus padres, ante esta situación podrían llegar a sentir que no tienen el control de la situación. Pensemos en el proceso de una consulta, cuando ellos deberán sentarse, abrir la boca y seguir las órdenes de una persona que no conocen… es normal que los pequeños sientan cierto grado de desconfianza y se sientan más vulnerables.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required




 

Blancorexia: obsesión irracional por tener unos dientes blancos

Blancorexia: obsesión irracional por tener unos dientes blancos

Antes de comenzar con el post… te aconsejamos que eches un vistazo a nuestra intervención en las Noticias de Canal Sur Televisión pulsando aquíPodrás encontrar nuestra intervención, justo a partir del minuto 24.

Y puestos ya en antecedentes, vamos con el post de la semana….

Los dentistas nos mostramos preocupados por el aumento de casos de blancorexia que es la obsesión por tener los dietes blancos y esto es altamente perjudicial para la salud oral.

La blancorexia puede suponer que gente que la sufra se ponga en manos de personas “no cualificadas” para realizar dichos tratamientos y no hacerlo con la supervisión necesaria.

Ante esta emergente moda, el mercado ha puesto a disposición de los ciudadanos numerosos centros y productos de blanqueamiento que no cuentan con la supervisión de un profesional cualificado.

Un tratamiento de blanqueamiento dental requiere la utilización de productos químicos que sin un uso adecuado pueden ser perjudiciales.

El abuso de las sustancias blanqueantes pueden llevar a irritaciones en las encíaspérdida del esmaltecambios de sabor en la lengua, necrosis pulpar y como consecuencia la pérdida del diente.

Únicamente los dentistas pueden garantizar un tratamiento adecuado para cada paciente, cuando es conveniente realizarlo y cuánto tiempo debe pasar entre tratamiento y tratamiento.

Porque el color natural de los dientes no es blanco totalmente, sino que es lo más cercano a un marfil y está asociado a la génetica.

Para evitar tener que recurrir habitualmente al blaqueamiento dental, los dentistas recomendamos evitar el tabaco, el café, las bebidas carbonatadas, el vino, y determinadas salsas.

En cualquier caso recomendamos un blanqueamiento dental bajo control profesional.

Y recordad, por favor….

Únicamente los dentistas pueden garantizar un tratamiento adecuado para cada paciente, cuando es conveniente realizarlo y cuánto tiempo debe pasar entre tratamiento y tratamiento

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required




 

Cuál es la forma correcta para cepillarnos los dientes

Cuál es la forma correcta para cepillarnos los dientes

Sabemos que cepillarse los dientes es fundamental para la salud bucal, en cambio, no todas las personas lo hacen correctamente. Seguramente, el dentista te habrá recordado en alguna ocasión algunos consejos básicos a la hora de lavarte los dientes, por ello, queremos refrescarte la memoria y enseñarte cuáles son las mejores recomendaciones.

¿Cuál es el modo correcto de cepillarse los dientes?

  • Los especialistas aconsejan que el cepillado dure al menos dos minutos (120 segundos); ya que la gran mayoría de las personas, tanto niños como adultos, no se cepillan los dientes durante tanto tiempo.
  • Para cepillarte correctamente los dientes debes realizar movimientos suaves y cortos (prestando especial atención entra la encía y el diente); debido a que cepillar los dientes posteriores es complicado y se debe hacer hincapié en esta zona.
  • Limpia las superficies externas de los dientes superiores y luego los inferiores. En este sentido, es necesario repetir la acción en varias ocasiones.
  • No olvides limpiar las superficies internas de los dientes superiores y luego las de los dientes inferiores.
  • Cepilla suavemente la lengua para eliminar las bacterias y conseguir un aliento más fresco.

¿Qué cepillo dental utilizo?

La mayoría de los profesionales de la odontología recomiendan en utilizar un cepillo de cerdas suaves, ya que es ideal para eliminar la placa y los restos de alimentos de los dientes. Los cepillos de cabeza pequeña también son recomendados gracias a que llegan mejor a todas las zonas de la boca.

Por otro lado, los cepillos de dientes eléctricos son una buena alternativa, ya que realizan una mejor limpieza, especialmente aquellas personas que tienen dificultados a la hora de cepillarse o destreza manual limitada.

¿Qué pasta de dientes es la más aconsejable?

La elección de la pasta de dientes es más importante de lo que uno cree. Existe una gran variedad de pasta de dientes diseñadas especialmente para prevenir patologías tales como caries, sensibilidad o sarro, entre otros.

Recomendamos que preguntes a tu dentista cuál es la pasta dental que más se ajusta a tus necesidades.

¿Cada cuánto tiempo debo cambiar el cepillo?

El cepillo dental debe ser reemplazado por otro nuevo cuando muestre señales de desgaste o cada tres meses aproximadamente. También es importante cambiar los cepillos de dientes tras haber tenido un resfriado, ya que las cerdas acumulan gérmenes después de cada lavado que pueden provocar una nueva infección.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required




Cómo cuidar la salud de tus dientes tras un blanqueamiento

Cómo cuidar la salud de tus dientes tras un blanqueamiento

Apenas necesitas un minuto, basta con 30 segundos. Milésimas de segundo, según aseguran psicólogos profesionales. Esta es la cifra que define el lapso de tiempo que necesitamos para formar una primera impresión cuando conocemos a alguien.

De toda la información que nuestro cerebro analiza en este fenómeno, un 55% corresponde al lenguaje corporal. Expertos en comunicación no verbal afirman que más de la mitad de la información que percibimos de una persona responde a la apariencia, especialmente, a los atributos faciales. De hecho, numerosos estudios aseguran que la sonrisa es el componente más importante en el atractivo de una persona. En Doctores Jiménez llevamos más de 30 años comprobando día a día cómo una buena y bonita sonrisa, es la mejor carta de presentación de cualquier persona.

Antes de entrar a describirte el proceso habitual de higiene, te contaremos someramente en qué consiste el blanqueamiento dental. Es un procedimiento que reduce varios tonos el color original de los dientes. De esta manera, los aclara sin deteriorar las piezas dentales, otorgándoles un aspecto más blanco, limpio y brillante. Una vez que terminas tu tratamiento para blanquear los dientes, es importante que tengas en cuenta estas recomendaciones que te ofrecemos a continuación:

Vigilar tu alimentación

En primer lugar, debes cuidar tu alimentación de manera exhaustiva. Una mala elección puede llegar a ser motivo de fracaso del tratamiento, ya que algunas comidas y bebidas manchan los dientes. Entre otras recomendaciones, el consumo de tabaco destaca en este punto. Fumar es la contraindicación más importante que tu medico te aconsejará a fin de que mantengas más tiempo el blanqueado.

Sigue unas correctas normas de higiene bucal

Crea buenos hábitos a la hora del cepillado. Cepíllate tus dientes al menos tres veces por día, tras cada comida, independientemente de donde te encuentres. Aprovechamos este punto para definir una serie de consejos para que logres un cepillado perfecto:

  • Realiza enjuagues con agua antes del cepillado. Antes de empezar, lávate bien las manos y realiza enjuagues con agua para limpiar tus dientes de los restos de comida más superficiales.
  • Elige bien la pasta dentífrica. Para evitar un trato agresivo a tu dentadura, usa una pasta dental para dientes sensibles. Además, no olvides cambiar el cepillo cada dos o tres meses.
  • Una técnica de cepillado adecuada es imprescindible. Es importante seguir siempre un mismo orden para evitar que se nos olvide cepillar alguna zona. Haz movimientos vibratorios circulares al menos 10 veces en cada lado del diente, tanto en la parte exterior como en la interior. No te olvides de la lengua, así evitarás padecer halitosis.

El mal aliento está vinculado con la presencia de un tipo de placa formada en la lengua. Para evitar este problema, límpiala todos los días.

  • El hilo dental, buen aliado. Después de cada comida, puedes usar el hilo dental como método eficaz para eliminar restos de alimentos que se alojan entre los dientes.
  • Usa enjuagues bucales. El uso de antisépticos debe ser recomendado por el dentista. Pese a ello, emplear colutorios con colorante o clorhexidine está prohibido.
Visita a tu dentista regularmente

Acude a la consulta del dentista con frecuencia. De esta manera, tu médico podrá evaluar el posible desgaste u oscurecimiento del color, así como el estado del esmalte, la encía o la sensibilidad en toda la dentadura.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required




7 malos hábitos que están dañando tu salud dental

7 malos hábitos que están dañando tu salud dental

Practicas un buen cuidado dental: te cepillas los dientes todos los días, usas hilo dental con regularidad y visitas al dentista periódicamente. Sin embargo, es probable que cometas algunos hábitos que dañan tus dientes más de lo que crees.

Morderse las uñas

Puede dañar los dientes e impactar tu mandíbula. Colocar la mandíbula durante largos periodos de tiempo en una posición sobresaliente puede ejercer presión sobre ella, lo cual está asociado con una posible disfunción.

Solución: Aplicar sobre las uñas esmalte con sabor amargo podría controlar este mal hábito. Si notas que lo repites, trata de mantener los dedos ocupados.

Excederse en el cepillado de los dientes

Hacerlo durante dos minutos dos veces al día es positivo para tu salud dental. Sin embargo, asegúrate de tener cuidado. El cepillado con un cepillo de dientes muy rígido, o el cepillado demasiado duro, puede dañar los dientes e irritar las encías.

Solución: Utiliza un cepillo de dientes suave que tenga el  sello de Asociación Dental Americana (ADA, por sus siglas en inglés).

Apretar los dientes en exceso

Esto puede fisurar los dientes, causar sensibilidad muscular o dolor en las articulaciones. También puedes sentir que se te dificulta abrir la boca o, incluso, masticar con dolor.

Solución: “Los ejercicios de relajación hacen una importante diferencia. También es útil un protector bucal, ya que se dañarán menos los dientes, e incluso, se dormirá mejor”.

Masticar cubitos de hielo

El esmalte dental, al igual que el hielo, es un cristal. Cuando empujas dos cristales uno contra otro, uno de ellos se romperá. La mayor parte del tiempo el hielo es el que se deshace, pero a veces el diente o el relleno lo hará.

Solución: Bebe bebidas refrigeradas sin hielo.

Comer demasiados alimentos azucarados

Los alimentos azucarados y bebidas exponen tus dientes a las caries. Cuando los consumes, las bacterias producen un ácido que los perjudica.

Solución: Procura comer comidas equilibradas para sentirte más satisfecho durante mayor tiempo. Si necesitas un aperitivo, prueba uno bajo en grasa y azúcar. Si ocasionalmente te complace algo dulce, toma un gran vaso de agua para enjuagar los sobrantes.

Utilizar tus dientes “como si fuesen herramientas”

Cuando lo haces, arriesgas tus dientes a agrietarse, dañar la mandíbula o  tragar accidentalmente algo que no debes. Recuerda: los dientes fueron hechos para comer no para utilizarse como tijeras o sujetar las cosas cuando las manos están llenas.

Solución: Detente y encuentra algo o alguien que te ayude. Tu boca te lo agradecerá.

Cepillarse y enjuagarse los dientes de forma incorrecta

Algunas personas se cepillan los dientes, usan hilo dental y se lavan los dientes regularmente, pero no lo suficiente..

Solución: Cepíllate dos veces al día, y asegúrate de reemplazar tu cepillo de dientes cada tres o cuatro meses.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required




5 trucos para enseñar a los niños a lavarse bien los dientes

5 trucos para enseñar a los niños a lavarse bien los dientes

Cuando los niños cumplen dos años, es el momento de enseñarles cómo lavarse sus dientes.

Cuando los niños cumplen dos años ya poseen la mayoría de sus piezas dentales, desde entonces, es muy importante enseñarles cómo lavar y cuidar sus dientes. Este será el tiempo de inculcarle buenos hábitos de higiene dental que perduren para el resto de sus vidas. En un principio necesitarán mucha de nuestra ayuda con esta nueva técnica, y con el paso de los meses se harán expertos e independientes.

A continuación, te entregamos 5 tips para un cepillado de dientes entretenido :

  • Elige un cepillo chico y divertido : Lo principal es comprar un cepillo de dientes de cerdas suaves que sea atractivo. Escoge el color favorito y el dibujo animado predilecto de tu hijo o hija. También deberías comprar un pequeño vaso a tono con el cepillo de dientes.
  • Acompañalo a lavarse los dientes : Hagan de lavarse los dientes una actividad de familia, límpiate los dientes junto a tu hijo o hija. Enséñale los pasos a seguir, primero cepillar la parte interna, después la parte externa y finalmente la parte horizontal con movimientos circulares y delicados.
  • Utiliza una pasta de dientes pediátrica siempre con flúor : Explicale la cantidad de pasta dental que debe usar mediante metáforas visuales, de los dos a los cuatro años los niños deben aplicar una cantidad de pasta del porte del grano de un arroz. Y desde los 4 años, los niños deben aplicar a su cepillo una cantidad del porte de una lenteja.
  • Pon música mientras hagan la limpieza : La música hará de esta una actividad mucho más entretenida, elige una canción y ponla cada vez que se laven los dientes. Esto mantendrá la atención y concentración de niños en esta actividad como si se tratase de un juego..
  • Rutina : El protocolo europeo de higiene dental infantil, recomienda cepillarse los dientes al menos dos veces al día, sobre todo en la noche. Acostumbra a tu hijo o hija a realizar esta actividad por la mañana, después de cada comida y por la noche.

En Doctores Jiménez, somos especialistas en el cuidado e higiene dental de los más pequeños de la casa, consúltanos sin compromiso y te ayudaremos a que crezcan fuertes y sanos

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required





Qué tipos de cepillos de dientes existen

Qué tipos de cepillos de dientes existen

Tener la mejor de las sonrisas y una salud bucodental perfecta es fácil, sólo hay que prestarle la debida atención. Adquirir unos buenos hábitos y rutinas de higiene, mantener una dieta sana y equilibrada y acudir a citas periódicas con el dentista son las 3 premisas básicas que hay que seguir desde el principio. Es cuestión de proponérselo, no es difícil y requiere un mínimo de esfuerzo y voluntad.

Uno de los protagonistas fundamentales es, sin temor a equivocarnos, el cepillo dental. Sin él nos sería casi imposible conseguir el objetivo anteriormente citado de tener la mejor y más bonita de las sonrisas. Actualmente existen en el mercado infinidad de modelos de cepillos de dientes. Es posible que más de una vez no hayas sabido con cuál quedarte entre una larga fila de muestras.

Lo primero que se debería saber es que no todos son iguales y que sus utilidades pueden ser variadas. No es lo mismo un cepillo con las cerdas blandas que otro que las tenga más duras, ya que sus indicaciones son para tratamientos dentales diferentes. Vamos a hacer una selección de los principalmente utilizados y aclarar sus usos individualmente.

Diferentes tipos de cepillos dentales y sus usos
  • Cepillo de cerdas duras: Son idóneos para dientes sanos y sin ningún tipo de problema. Las cerdas son fuertes y rígidas. Eso sí, no hay que apretar mucho porque se podrían dañar las encías o el esmalte.
  • Cepillo de cerdas medias: En esta variación del cepillo de dientes, las cerdas son un poco menos rígidas que en el anterior y son aptos para boca que tengan cierto tipo de sensibilidad pero muy leve.
  • Cepillo de cerdas suaves: Mucho más blandas que las dos de antes y producen una fricción suave y menos erosiva. Ideales para bocas con problemas y muy sensibles.
  • Cepillo de dientes para niños: Suelen estar hechos con un cabezal más pequeño y con las cerdas más suaves que en los cepillos para adultos.
  • Cepillo de dientes para intervenciones post quirúrgicas: Como bien dice su nombre, son unos cepillos confeccionados expresamente para aquellos pacientes que se han sometido a una operación bucodental y necesita un tratamiento específico y un extra de suavidad.
  • Cepillo de dientes para ortodoncia: La característica principal que los define es la hilera de cerdas central que es más corta para poder acceder y limpiar mejor los brackets.
  • Cepillo periodontal: Dispone de dos tiras de cerdas y se suele usar para tratar infecciones como la gingivitis. También es apto para los niños que llevan una ortodoncia y les facilite un correcto cepillado en los brackets.
  • Cepillo dental interproximal: Este modelo es para limpiar con profundidad el espacio interproximal entre los dientes. Sobre todo si se tiene un puente de porcelana o dientes ferulizados. Los grosores se deben escoger entre el tamaño que se tenga de espacio.
  • Cepillo dental eléctrico: Han sido toda una revolución y cada vez van cobrando un mayor número de adeptos. Disponen de 3 tipos de movimientos (vertical, horizontal y arqueado) por lo que son más que útiles para tener una limpieza casi perfecta.

Como se puede observar la oferta es tan variada que seguramente es difícil acertar. Por eso recurrir a la consulta del dentista es una de las soluciones a dicha pregunta. Él te puede ofrecer todos los consejos sobre qué cepillo de dientes es el más adecuado para tu necesidad.

De todos modos, también cabe recordar que como en todo aparato que tengamos para nuestra higiene personal hay que seguir con ellos una serie de medidas, como la de cambiar el cepillo cada 3 o 4 meses porque las cerdas se van desgastando. Después de una enfermedad infecciosa también es recomendable sustituir el cepillo de dientes ya que éste puede quedarse con restos de dicha enfermedad y pasar de nuevo esa infección. Estos consejos también se deben aplicar a los cabezales de los cepillos eléctricos, porque sus cerdas son como la de los manuales.

No olvides que en Doctores Jiménez, contamos con los mejores profesionales para el servicio y cuidado de tu salud e higiene dental. Te esperamos con los brazos abiertos!!

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required





Tu dentista también puede ayudarte a dejar de fumar

Tu dentista también puede ayudarte a dejar de fumar

¿Sabías que el tabaquismo afecta negativamente a todos los órganos de nuestro cuerpo? No es un secreto que su consumo puede ser el causante de dolencias tan graves como el cáncer, diversas enfermedades respiratorias, cardiovasculares, etc. Y la cavidad oral tampoco se libra de sus efectos nocivos. De ahí que acudir a la consulta del dentista sea uno de los primeros pasos que se deban dar para abandonar esta adicción.

¿Qué dice la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre el tabaquismo?

  • El 63% de las muertes que se producen en el mundo están relacionadas con enfermedades crónicas y de estas uno de los principales factores de riesgo es el tabaquismo.
  • Cerca de 6 millones de personas mueren como consecuencia del consumo de tabaco.
  • La mayoría de los casos se producen en países en desarrollo.
  • Algunas de las muertes producidas por el tabaco son de personas no fumadoras que han estado expuestas a los malos humos. En concreto, la cifra supera los 600.000.
  • En el año 2030 se cree que el número de defunciones podría llegar a los 8 millones por año.

¿Qué podemos hacer en Doctores Jiménez por ti?

Según diversos estudios, los fumadores tienen cuatro veces más probabilidades de sufrir periodontitis. Además, en su boca hay muchas más bacterias perjudiciales y la respuesta del sistema inmune puede sufrir diversas alteraciones. Para la doctora Bettina Alonso, profesora de la Facultad de Odontología de la Complutense, “ayudar a dejar de fumar debería ser una parte importante del tratamiento periodontal y de la terapia del implante”.

¿Existe un tratamiento clínico para luchar contra el tabaquismo?

Sí, existe. Este tratamiento se puede abordar desde un punto de vista psico-social y/o farmacológico. Existen dos tipos de estrategias que se aplicarán en función del deseo del fumador por dejar el hábito.

Estrategia de las 5 A (para pacientes que quieren dejar el hábito)

  • Averiguar. El paciente debe responder a preguntas como el número de cigarrillos que consumen al día o a qué hora fuman su primer pitillo.
  • Aconsejar. El doctor deberá emplear argumentos claros y firmes sobre la necesidad de dejar de fumar.
  • Acordar el tiempo de intervención. Este dependerá de la disposición del paciente para dejar de fumar inmediatamente o en un futuro próximo.
  • Ayudar. Cuando el paciente ya esté decidido a abandonar el hábito se marcará una fecha límite para dejar el tabaco definitivamente. Normalmente se establece un período de 2 a 4 semanas.
  • Acompañar. El médico deberá realizar un seguimiento del paciente. El primer control será a las dos semanas de haber abandonado el hábito y el segundo cuando se cumpla el mes.

Estrategia de las 5 R (para adictos que no quieren dejar el tabaco en ese momento)

  • Relevancia. El paciente debe conocer la importancia que tiene dejar de fumar, tanto para su salud como para la de los que lo rodean.
  • Riesgos. El odontólogo ayudará al paciente a identificar los riesgos que tiene para la salud el tabaquismo.
  • Recompensas. Hay que recordar al fumador todas las ventajas que tendrá para él dejar el tabaco: mejor olor, menos gastos, mejor salud, etc.
  • Resistencias. Hay pacientes que se resisten a dejar de fumar por diversos motivos. El doctor debe conocer cuáles son con el fin de ofrecer la ayuda precisa para vencer esos obstáculos.
  • Repetición. Repetir la estrategia una y otra vez hasta que el fumador consiga dejar el tabaco.

¿Estás dispuesto o dispuesta a dejar de fumar? Si es así, len Doctores Jiménez podemos y sabemos cómo ayudarte. Ponte en contacto con nosotros!!.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required





Por qué es importante acudir periódicamente al dentista

Por qué es importante acudir periódicamente al dentista

Comienza el buen tiempo, y también las preparaciones para lucir radiantes este verano. Empezamos a preocuparnos más de nuestra dieta, de tomar el sol para ir poniéndonos morenos, de hacer más ejercicio… Pero a veces nos olvidamos de cuidar y mimar una de las partes más importantes de nuestro cuerpo para mejorar nuestra salud general: La boca.

El primer paso para tener una boca sana es la prevención. De ahí la importancia de visitar al dentista periódicamente para hacerse una revisión. Además de que las patologías y enfermedades dentales pueden afectar a su vez a otras partes del organismo, querer tener una buena salud bucodental ya es una gran razón de peso para visitar al odontólogo al menos una vez al año, ya sea para hacerse una limpieza dental o para revisar el estado de dientes y encías.

Las revisiones dentales nos permiten conocer si realmente estamos cuidando nuestros dientes correctamente con nuestra higiene diaria, así como las pautas para sí hacerlo de la forma adecuada; De esta forma nos ahorraremos muchas visitas al dentista por otras causas más graves.

A pesar de que a diario llevemos a la práctica una correcta higiene bucodental, lo cierto es que es inevitable que se forme placa en los dientes y encías, especialmente en los huecos donde el cepillo de dientes o el hilo dental tengan más complicado acceder. Por este motivo, desde Doctores Jiménez, recomendamos hacerse una revisión y limpieza dental al menos cada seis meses.

Este tratamiento es uno de los más habituales en las clínicas dentales y también la base para prevenir patologías bucodentales como la caries, la periodontitis o incluso el cáncer oral.

La limpieza dental consiste básicamente en la eliminación del sarro y las manchas acumuladas en dientes y encías de forma mecánica o con la utilización de ultrasonidos. El procedimiento puede durar de 30 a 45 minutos y siempre debe ser realizado por un odontólogo o higienista dental cualificado para ello.

Además de los beneficios para la salud, este tratamiento tiene también la gran ventaja de mejorar nuestra apariencia física, ya que como decíamos elimina las manchas adheridas a dientes, dejándolos más blancos y con una mayor sensación de limpieza.

También bajo las encías

Mientras que la limpieza dental se ocupa de eliminar la suciedad y el sarro acumulados sobre el cuello dental, los espacios interdentales y la línea de la encía, el curetaje implica también la parte más interna del periodonto situada bajo las encías.

Este tratamiento está especialmente indicado para las personas que presentan signos de gingivitis o la existencia de bolsas periodontales, que consisten en acumulaciones de placa bacteriana bajo la línea de las encías que pueden llegar hasta la raíz del diente y afectar irreversiblemene a las estructuras que mantienen al diente, por lo que éste podría empezar a moverse.

Lo más peligroso de las enfermedades periodontales es que se producen sin apenas síntomas aparentes que avisen de su aparición, por lo que el proceso que puede llegar hasta la pérdida de dientes se ocasiona sin que el paciente se dé cuenta hasta que sea demasiado tarde para prevenirlo.

Gracias a las revisiones dentales es posible coger la enfermedad a tiempo y detener su progresión, incluso hacer que mejore o evitar que se produzca.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required





Consejos para una buena limpieza dental durante tu tratamiento de ortodoncia

Consejos para una buena limpieza dental durante tu tratamiento de ortodoncia

Durante un tratamiento de ortodoncia, la limpieza habitual y diario con nuestro cepillo se complica, pero no es imposible. Los brackets impiden al cepillo llegar con más facilidad a la unión entre la encía y la corona del diente, lugar donde se produce mayor acumulación de placa bacteriana. A continuación, te explicamos algunas técnicas y claves para mantener una buena higiene dental durante tu tratamiento de ortodoncia.

Cerdas suaves para tu cepillo habitual. Con un tratamiento de ortodoncia tendrás mayor sensibilidad en tus encías. Es importante que te hagas con un cepillo de cerdas suaves, además de un tamaño y forma que se adapte mejor a tu boca y poder alcanzar a las zonas más difíciles. Con este cepillo, no olvides limpiar tu lengua para evitar la halitosis.

Hazte con un cepillo interdentalPara una correcta limpieza con ortodoncia se recomienda, además de tu cepillo habitual, el uso de un cepillo interdental para llegar fácilmente a aquellas zonas inaccesibles por los brackets. Introduce el cepillo interdental por la parte de atrás del alambre, entre dos brackets, y repite el proceso por toda la boca.

Cambia tu cepillo cada mes. Normalmente, los brackets provocan que las cerdas se deshilachen y desgasten con mayor facilidad, por lo que tendrás que cambiarlo cada mes o, al menos, cada dos meses.

Retira los elásticos o partes extraíbles de tu aparato de ortodoncia. Si tu tratamiento de ortodoncia incorpora elásticos retíralos o cámbialos antes del cepillado. Si por el contrario, el aparato contiene alguna parte extraíble, deberás limpiarlo por separado con precisión y cuidado.

Usa una pasta de dientes con fluoruro. Los brackets suelen provocar mayor sensibilidad en nuestras encías por lo que es recomendable usar un dentífrico con fluoruro para minimizar tus encías, fortalecer tus dientes y eliminar por completo la placa bacteriana.

Dedícale más de 2 minutos al cepillado. Si por regla general, los odontólogos aconsejan dedicar de 2 a 3 minutos en tu cepillado diario, con los brackets tendrás que dedicarle más tiempo y tener más paciencia. Sé preciso con el cepillo interproximal y presta atención a la superficie y alrededores de cada brackets, que es donde mayor acumulación de placa hay.

Usa hilo dental con cuidado y precisión. Tras cepillarte los dientes, tómate un buen rato en el uso de hilo dental, ya que los residuos de los alimentos suelen quedar atrapados en los brackets y con ello la placa bacteriana. Utiliza un movimiento de sierra muy suave en cada bracket.

Un irrigador bucal es un buen complemento para tu limpieza. Prueba usar un irrigador bucal para limpiarte entre los dientes con chorros de agua a presión sobre los dientes y las encías, siempre que tu odontólogo te lo recomiende. Esta técnica de limpieza sirve para arrastrar la placa bacteriana, eliminar los residuos de alimentos que queden entre los dientes y estimular las encías. Es una técnica que no sustituye al cepillado, pero sí lo complementa.

No olvides terminar con un buen colutorio. Haz gárgaras con el enjuague bucal. Se recomienda mantenerlo en la boca y removerlo bien hasta 30 segundos, posteriormente, vuelve a enjuagarte la boca con agua y expúlsalo. Un buen colutorio, además de ayudarte a rematar la buena limpieza dental, tendrá una acción calmante, desinfectante y protectora de tus encías.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required