Tu dentista también puede ayudarte a dejar de fumar

Tu dentista también puede ayudarte a dejar de fumar

¿Sabías que el tabaquismo afecta negativamente a todos los órganos de nuestro cuerpo? No es un secreto que su consumo puede ser el causante de dolencias tan graves como el cáncer, diversas enfermedades respiratorias, cardiovasculares, etc. Y la cavidad oral tampoco se libra de sus efectos nocivos. De ahí que acudir a la consulta del dentista sea uno de los primeros pasos que se deban dar para abandonar esta adicción.

¿Qué dice la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre el tabaquismo?

  • El 63% de las muertes que se producen en el mundo están relacionadas con enfermedades crónicas y de estas uno de los principales factores de riesgo es el tabaquismo.
  • Cerca de 6 millones de personas mueren como consecuencia del consumo de tabaco.
  • La mayoría de los casos se producen en países en desarrollo.
  • Algunas de las muertes producidas por el tabaco son de personas no fumadoras que han estado expuestas a los malos humos. En concreto, la cifra supera los 600.000.
  • En el año 2030 se cree que el número de defunciones podría llegar a los 8 millones por año.

¿Qué podemos hacer en Doctores Jiménez por ti?

Según diversos estudios, los fumadores tienen cuatro veces más probabilidades de sufrir periodontitis. Además, en su boca hay muchas más bacterias perjudiciales y la respuesta del sistema inmune puede sufrir diversas alteraciones. Para la doctora Bettina Alonso, profesora de la Facultad de Odontología de la Complutense, “ayudar a dejar de fumar debería ser una parte importante del tratamiento periodontal y de la terapia del implante”.

¿Existe un tratamiento clínico para luchar contra el tabaquismo?

Sí, existe. Este tratamiento se puede abordar desde un punto de vista psico-social y/o farmacológico. Existen dos tipos de estrategias que se aplicarán en función del deseo del fumador por dejar el hábito.

Estrategia de las 5 A (para pacientes que quieren dejar el hábito)

  • Averiguar. El paciente debe responder a preguntas como el número de cigarrillos que consumen al día o a qué hora fuman su primer pitillo.
  • Aconsejar. El doctor deberá emplear argumentos claros y firmes sobre la necesidad de dejar de fumar.
  • Acordar el tiempo de intervención. Este dependerá de la disposición del paciente para dejar de fumar inmediatamente o en un futuro próximo.
  • Ayudar. Cuando el paciente ya esté decidido a abandonar el hábito se marcará una fecha límite para dejar el tabaco definitivamente. Normalmente se establece un período de 2 a 4 semanas.
  • Acompañar. El médico deberá realizar un seguimiento del paciente. El primer control será a las dos semanas de haber abandonado el hábito y el segundo cuando se cumpla el mes.

Estrategia de las 5 R (para adictos que no quieren dejar el tabaco en ese momento)

  • Relevancia. El paciente debe conocer la importancia que tiene dejar de fumar, tanto para su salud como para la de los que lo rodean.
  • Riesgos. El odontólogo ayudará al paciente a identificar los riesgos que tiene para la salud el tabaquismo.
  • Recompensas. Hay que recordar al fumador todas las ventajas que tendrá para él dejar el tabaco: mejor olor, menos gastos, mejor salud, etc.
  • Resistencias. Hay pacientes que se resisten a dejar de fumar por diversos motivos. El doctor debe conocer cuáles son con el fin de ofrecer la ayuda precisa para vencer esos obstáculos.
  • Repetición. Repetir la estrategia una y otra vez hasta que el fumador consiga dejar el tabaco.

¿Estás dispuesto o dispuesta a dejar de fumar? Si es así, len Doctores Jiménez podemos y sabemos cómo ayudarte. Ponte en contacto con nosotros!!.

Solicita tu 1ª Visita Gratuita

* indicates required